Qué pasará con el precio del iPhone 11 ahora que los aranceles de EE.UU a China se retrasan

La guerra comercial establecida entre Estados Unidos y China a costa de los aranceles interpuestos por el presidente estadounidense Donald Trump siguen trayendo cola a Apple, aunque en esta ocasión de forma positiva. Recientemente se anunció que se retrasarían las medidas arancelarias y esto parece haber sentado muy bien a la compañía de Cupertino en lo que a sus acciones se refiere. A continuación te contamos todos los detalles al respecto.

Los iPhone 11 no tendrán aranceles en Estados Unidos

Hace ya varios meses que el gobierno de Trump anunció que aquellos productos que llegarán a Estados Unidos procedentes de China tendrían que soportar unas tasas del 10% en forma de impuestos arancelarios. Estas medidas entrarán en vigencia el próximo 1 de septiembre y es algo que preocupa a muchas compañías estadounidenses entre las que se incluye a Apple debido a que gran parte de su producción se lleva a cabo en el país asiático.

Desde CNBC han informado en las últimas horas de que el gobierno estadounidense ha añadido una excepción temporal en algunos productos como teléfonos y ordenadores, los cuales no se verán afectados por los aranceles hasta el día 15 de diciembre. Esto supone toda una ventaja para Apple, la cual se hubiese visto afectada con la llegada de los nuevos iPhone prevista precisamente para el mes de septiembre.

Tal y como recuerdan desde 9to5Mac, la pasada semana Apple vio un descenso del 5% del valor de sus acciones en consecuencia de la devaluación de la moneda China. Todo esto en el mismo panorama de la guerra comercial entre el país americano y el asiático. Sin embargo, la noticia del retraso de los aranceles en productos como los de Apple ha hecho que la firma dirigida por Tim Cook haya conseguido revertir esa situación bursátil.

Aunque es buena noticia para la compañía de la manzana el retraso de los aranceles, no deja de ser pan para hoy y hambre para mañana tal y como dice el refrán. Los iPhone de este año no sufrirán consecuencias arancelarias estos meses pero si en los posteriores a diciembre. Esta por ver como hacen desde Cupertino para revertir estas pérdidas que se estiman en torno al 4%, una opción podría ser la de incrementar el precio de los dispositivos al usuario, pero la tremenda impopularidad de la que gozaría esta acción podría estar generandoles más de un quebradero de cabeza.

Puedes dejarnos tus impresiones sobre esta noticia en la caja de comentarios.