Compartir

Donald Trump no nos suele dar buenas noticias, pero este fin de semana hemos sido espectadores de una muy buena noticia para el mundo tecnológico. EEUU y China han enterrado parcialmente la hacha de guerra y esto ha terminado beneficiando a las empresas tecnológicas como Apple o Huawei.

La reunión del G20 ha podido juntar a los principales líderes del mundo entre los que se incluyen a Donald Trump y el primer ministro chino que han mantenido una reunión muy fructífera en relación a la guerra comercial que había abierta actualmente entre ambos países.

Huawei y Apple se han beneficiado de la decisión de Trump

La noticia del año en el mundo tecnológico sin duda era el veto de EEUU a Huawei. Esto dejaba a sus móviles sin actualizaciones del sistema operativo Android ni tampoco podrían utilizar las aplicaciones de Google, pero es algo que ha quedado totalmente solventado este fin de semana. Donald Trump ha decidido levantar este veto a la compañía haciendo que puedan seguir recibiendo las últimas actualizaciones de Android así como utilizar componentes internos de empresas estadounidenses como la arquitectura ARM en sus chips.

Además de esta buena noticia en relación a Huawei, Apple también se ha visto beneficiada de esta tregua en la guerra comercial. Si recordáis, Donald Trump había amenazado con implementar elevadas tasas arancelarias a los productos de Apple importados de China como son los iPhone, los iPad o los Mac.

Esto podía tener severas consecuencias para la compañía y para los usuarios ya que los precios de los productos se deberían de elevar considerablemente ya que no podrían absorber un 25% de aranceles.

Al subir los precios, los usuarios seguramente dejarían de adquirir los dispositivos ya que llegar a pagar 1200 dólares por un iPhone puede ser algo impensable para muchos. Esto provocaría al final que las cuentas trimestrales se vean afectadas en ingresos, pero esto se ha quedado en un simple susto.

Con la decisión de Donald Trump, además de permitir a Huawei seguir trabajando con Google también se levanta la amenaza de aranceles a las importaciones de China. Ahora desde la compañía de Cupertino pueden respirar con tranquilidad y los usuarios también ya que no se verán aumentados los precios de los dispositivos a priori.

Pero creemos que Apple ha aprendido la lección y puede que termine repartiendo la producción de sus equipos por diferentes países. Eran muchos los informenes que arrojaban datos de que Apple estudiaba trasladar la producción a India para sortear estos aranceles y puede que los planes no se frenen y sigan adelante para tener una seguridad en un futuro por si Donald Trump vuelve a amenazar con estos aranceles.

Gracias a esta decisión ahora la economía respira un poco mejor con una subida de casi el 3% en el valor de las acciones de Apple y de otras compañías importantes.

Déjanos en la caja de comentarios qué opinas de esta decisión de Donald Trump.