Guía para navegar de forma segura en Internet con dispositivos Apple

Guía para navegar de forma segura en Internet con dispositivos Apple

Redacción

No pretendemos asustar, pero pese a las muchas ventajas que podemos tener con la vida digital, los peligros son cada vez mayores y la exposición que tenemos en Internet puede entrañar peligros de todo tipo: malware que afecte al rendimiento de nuestros dispositivos, secuestro de datos, robo de credenciales de pago, tráfico de datos personales sin consentimiento…

Por ello, no hay nada mejor que ser cauto y priorizar siempre el sentido común en cada una de nuestras acciones. Los dispositivos de Apple como los Mac, iPhone y iPad son excelentes a nivel de seguridad. Sin embargo, hay ciertos peligros para los que ni siquiera Apple puede hacer frente, ya que al final dependen de nosotros y, sin darnos cuenta, cometemos errores que pueden acabar siendo fatales.

Recomendaciones a tener siempre en cuenta

Hay 7 consejos muy útiles y que a nivel general te pueden servir para prevenirte de problemas. Independientemente de qué hagas en Internet y qué dispositivos utilices para ello, debes siempre mantener cierta precaución.

No dejes de lado tu seguridad y privacidad online: consigue la oferta de NordVPN

Mantén los equipos siempre actualizados

No nos cansamos de decirlo y, aunque suene repetitivo, tiene su razón de ser. Tener actualizados iOS, iPadOS y macOS no solo te brinda la posibilidad de disfrutar de novedades visuales o funcionales, sino que también suelen mejorar el rendimiento de los dispositivos eliminando errores de software y, sobre todo, añaden parches de seguridad.

Actualizar iPhone

Al final no hay ningún dispositivo o sistema infranqueable. Los cibercriminales no cesan en el desarrollo de herramientas con las que explotar las vulnerabilidades de los móviles, tablets y ordenadores. Y, por suerte, tampoco Apple y el resto de fabricantes cesa en su empeño de protegerse y lanzar actualizaciones frecuentes que garanticen la integridad de sus equipos.

No te fíes ni de tus apps

Una aplicación descargada de la App Store es siempre más segura y confiable que una que se descargue de Internet. Sin embargo, esto no garantiza que no pueda existir un cierto peligro de cara a tu privacidad, ya que es frecuente que estas apps requieran de permisos de localización, acceso al micrófono, cámara y más.

Lo bueno es que estos permisos los configuras tú mismo y por tanto, si le diste consentimiento, puedes denegarlo también desde los ajustes. Es entendible que una app que grabe vídeos requiera de tener acceso a la cámara y micro, de la misma forma que una de navegación necesitará de saber tu ubicación. No obstante, hay apps muy simples que no exigen de ello y sin embargo lo piden, por lo que debes siempre leer las condiciones y aclarar cuál es el objetivo de que te pidan esos permisos.

Usa un buen gestor de contraseñas

Cada vez hay más cantidad de cuentas que disponemos, registros en sitios webs, aplicaciones o servicios que contratamos. Sabiendo lo peligroso que es tener una misma contraseña para todo y que memorizarlas es prácticamente imposible, solo nos queda apuntarlas. Y, obviamente, hacerlo a mano en un papel no solo es tedioso y poco práctico, sino que entraña también riesgos.

Por ello hay gestores de contraseñas como NordPass que además de permitir registrar estas claves, incluyendo las de carácter sensible como tarjetas de crédito, ofrecen también herramientas con las que escanear la red en busca de filtraciones para saber si nuestra contraseña ha podido ser filtrada. Además de que añaden interesantes extras como un generador de contraseñas para que sea lo más complicada posible.

Cuidado con las redes sociales

Redes como Twitter, Instagram o Facebook son excelentes para mantenerse en contacto con familiares, amigos e incluso conocer más de cerca a personajes famosos. Sin embargo, como casi todo en Internet, también tiene sus riesgos y debes tener mucha precaución con lo que expones de ti.

Aunque tengas una cuenta privada, nunca se sabe dónde puede acabar el contenido que publicas y si es de carácter sensible, con más razón deberías estar alerta. Y no solo nos referimos a contenido como fotografías o vídeos que sean comprometidos o muy de calificación familiar e íntima, que también, sino que lo extendemos a publicaciones también en la que des una cierta opinión o hagas algún comentario que, pese a estar hecho con sinceridad y tener tu derecho a hacerlo, puedan comprometerte en el futuro.

Todo esto sin olvidarnos de que las propias empresas que están detrás de estas redes sociales suelen tener una serie de condiciones que casi nunca leemos y en la que muchas veces les estamos cediendo nuestra información más valiosa con fines que, sean más o menos lícitos, seguro que no nos convienen.

Trata de navegar con una VPN

Disfrutar de una navegación privada al cien por cien es algo que no se puede hacer con una conexión normal vía WiFi o datos móviles. Sin embargo, con las conexiones VPN sí. Además de permitirte navegar sin vigilancia, podrás tener una conexión que, aunque sea de forma virtual, te sitúe en otro territorio, con todas las ventajas que esto supone de cara a poder acceder a contenido geobloqueado e incluso compras más baratas.

Una de las herramientas que mayor protección ofrecen en este ámbito es NordVPN, la cual tiene una muy buena relación calidad-precio y ofrece extras muy destacados a nivel de seguridad, como la garantía de que ni siquiera la empresa que está detrás podrá rastrear tu actividad. A esto se le suman otros elementos atractivos como ser la app de VPN más rápida del mercado y disponible para iPhone, iPad, Mac e incluso Apple TV.

No centres tu vida en Internet

El poder disfrutar de desconexión digital debería ser un derecho humano adquirido en el siglo XXI. Y es que estar continuamente enganchado al móvil u ordenador no es bueno. De hecho hay numerosos estudios publicados que alertan acerca del nivel de adicción que hay ya entre la sociedad, por lo que no está de más que te pongas una serie de límites.

Y no solo por ti, sino por el entorno que te rodea. Poder disfrutar de una buena charla con un amigo o familiar, ir de excursión a la montaña o a la playa, disfrutar de una buena comilona en un restaurante… Hay cientos de aficiones que sirven como complemento a nuestra vida digital y que no necesariamente exige que tengamos que estar enganchados a la maquinita.

Trata de estar siempre informado

La mejor forma de ser precavido es la de estar bien informado y sobre todo actualizado en lo referente a los peligros. No hace falta sacarse una licenciatura de experto en ciberseguridad, pero sí es conveniente que a menudo no dejes pasar la oportunidad de mantenerte al día de noticias referentes a ello.

Podrás seguir de cerca informaciones como los ciberataques más comunes que se están dando o las tendencias en estafas digitales. De esta forma podrás evitar caer tú mismo en la trampa y, de paso, informar a tus seres más cercanos para que no sean tampoco víctimas.

Así que no dejes de aprovechar la oferta por tiempo limitado de NordVPN con el 68% de descuento en el plan de 2 años

¡Sé el primero en comentar!