Apple propone descuentos para comprar un Mac nuevo

Apple propone descuentos para comprar un Mac nuevo

Álvaro García M.

Comprar un Mac, por norma general, no es una decisión sencilla teniendo en cuenta que no existe una gama baja en estos equipos, sino que todo es gama alta y por consiguiente son dispositivos caros. Sin embargo Apple habría tenido en cuenta una petición que llevan años realizando los consumidores y que facilitaria mucho la compra de un equipo nuevo, sin tener que recurrir a los siempre útiles Mac reacondicionados que además tienen un precio inferior.

Entrega de Mac viejo para comprar uno nuevo

Hace ya varios años que Apple instauro un programa de reemplazo de iPhone mediante el cual podemos comprar uno nuevo entregando el viejo, obteniendo con ello un descuento. Esta misma táctica estará disponible el próximo mes en la compra de toda la gama de ordenadores Mac que se realicen en una tienda física, lo cual podría facilitar mucho este proceso. Así al menos informan desde Bloomberg, medio que siempre suele tener información muy veraz de la compañía de Cupertino.

Una estrategia similar, pero no idéntica, estaba disponible en la Apple Store Online, por lo que esto serviría para favorecer también las compras realizadas en los establecimientos que dispone la compañía. Eso sí, por el momento se instaurará solo en Estados Unidos Canadá, principales países en los que los californianos tienen la mayor cuota de mercado y que podría servir a la postre como banco de pruebas para llevar este sistema a otros países europeos y asiáticos.

De hecho tendría todo el sentido del mundo ver un programa de este tipo en territorios como España, donde los Mac son tremendamente conocidos pero no tan populares como en otros países. Pese a que no disponemos de estudios que analicen este comportamiento, podemos intuir que el precio es un importante factor que hace que los usuarios acaben optando por alternativas de la competencia. Si con el iPhone ya estamos empezando a ver un importante crecimiento debido a dispositivos más económicos como los iPhone 11 y XR o los descuentos al entregar uno antiguo, el hecho de tenerlo en los Mac sería cuanto menos atractivo para muchos usuarios que deseen renovar sus viejas manzanitas y no quieran gastarse tanto en uno nuevo.

Apple Store españolas abiertas

En otro orden de cosas, hay que recordar que todos los territorios españoles se encuentran, como mínimo, en la fase 2 de la desescalada propuesta por el gobierno de la nación. Esto implica la apertura de centros comerciales con aforo reducido y también de otro tipo de establecimientos. La mayoría de las tiendas de Apple en nuestro país se encuentran en un centro comercial, por lo que han decidido reabrir de nuevo sus puertas después de que tuvieran que echar el cierre tras la declaración de estado de alarma el pasado 15 de marzo. De esta forma todas están ya abiertas.

Apple Store Puerta del Sol

Sin embargo seguimos en plena pandemia del COVID-19, pese a que se esté reduciendo el número de contagios y fallecidos por esta enfermedad. Es por ello por lo que la compañía ha implementado medidas de seguridad especiales y muy parecidas a las que está llevando a cabo en otros países. Lo primero, que solo se deja pasar a aquellos que tengan previsto realizar una compra o tengan una cita con el soporte técnico. De momento, se terminó eso de acudir a las Apple Store para disfrutar tocando los dispositivos en exposición. De hecho muchos todavía no han podido ver los nuevos iPad Pro 2020 o los iPhone SE y tendrán que conformarse con verlos de pasada si tienen algún encargo especial en las tiendas.

También se limita el aforo de estas tiendas y se realiza un control de temperatura a la entrada para impedir que un sospechoso por coronavirus pueda acceder al recinto. En algunas tiendas como las de Sol en Madrid o Passeig de Gràcia en Barcelona es el único control de este tipo, pero en centros comerciales también puede haber esta medición en la entrada del mismo y por tanto serían dos veces las que los usuarios tendrían que someterse a la misma prueba. En cualquier caso, nos parece muy positivo y no nos quedará otro remedio que asumirlo como una rutina más de lo que ya conocemos como nueva normalidad.