Todas ventajas de la Apple Card que todavía no puedes disfrutar

Apple Card es el nombre que recibe la tarjeta de crédito de Apple, uno de sus productos/servicios más desconocidos por parte de mucha gente y que sin embargo ofrece interesantes funcionalidades. En este post repasamos todo lo relativo a ella, desde su lanzamiento, características, forma de contratar e incluso análisis de cuándo podría llegar la Apple Card a nuevos países, incluyendo España.

Contexto, ¿cuándo y cómo salió esta tarjeta?

Que una compañía tecnológica explore diversos campos no es algo que debiera extrañar, aunque no por ello deja de resultar un tanto sorprendente que Apple haya lanzado una tarjeta de crédito. Fue en el año 2019, momento en que la compañía se lanzó de lleno en el lanzamiento de nuevos servicios y plataformas con Apple TV+, Apple Arcade y esta Apple Card como principales protagonistas. Esta está emitida por MasterCard y ha sido creada por Apple, como es obvio, pero en colaboración con Goldman Sachs.

Con un formato físico novedoso y una interfaz digital que le dota de todo el sentido, son cientos de miles los usuarios que ha ido ganando la Apple Card en este tiempo. Sin embargo, a diferencia de lo que puede ocurrir con dispositivos como un iPhone o un Mac, esta tiene ciertas particularidades que dificultan que se extienda a nuevos países.

entidades apple card

Las leyes en lo que a productos financieros se refiere son muy distintas en cada país y si además tenemos en cuenta que esta es una tarjeta creada junto a una entidad como Goldman Sachs que no opera en todo el mundo, el asunto se complica aún más. Apple no solo debe estudiar bien la viabilidad de esta tarjeta en cada territorio, sino que además se le exige estudiar las leyes y buscar socios con los que lanzarla.

Es por ello por lo que, aún a día de hoy, está disponible únicamente en Estados Unidos. No quiere decir que no pueda usarse en otros lugares, ya que actúa como una tarjeta normal y corriente en ese sentido, pero su contratación exige tener residencia en el país norteamericano con condiciones similares a las de cualquier otra.

Funcionamiento de la Apple Card

Este servicio financiero ofrecido por Apple y Goldman Sachs requiere de varias particularidades en relación a su funcionamiento y que te contamos en los siguientes apartados.

Cómo contratarla

Si cumples con el requisito comentado previamente de residir en Estados Unidos, además de acreditarlo, podrás acceder a la contratación. Y es importante recalcar esto de la acreditación, dado que no sirve con cambiar la región del dispositivo o usar una VPN, ya que como todo producto financiero requiere de documentación que sirva para verificar que te encuentras en ese territorio.

Si lo cumples, podrás usar un iPhone o iPad para la contratación, siguiendo estos sencillos pasos:

  1. Abre Ajustes y ve a Wallet.
  2. Pulsa en «Añadir Tarjeta».
  3. Selecciona la opción «Solicitar Apple Card».
  4. Introduce todos los datos requeridos, revisa las condiciones y envía la solicitud.
  5. Configura estas opciones:
    • Configurar Apple Card como tarjeta predeterminada para Apple Pay.
    • Obtener una tarjeta Apple Card física para pagar sin Apple Pay.

Una vez hecho esto, si solicitas la tarjeta física, llegará a tu domicilio en un periodo de entre 3 y 7 días aproximadamente.

apple pay apple card

Condiciones y tipo de interés

Lo primero que debes saber a este respecto es que no se te cobrará ningún tipo de comisión al realizar operaciones, como tampoco cuota de mantenimiento anual o similar. Y aunque esto es al final una ventaja que ofrecen otras compañías, no en todas es así y es siempre algo a tener en cuenta y más cuando tampoco se cobra el alta ni la tarjeta física en sí, si es que la solicitas.

Dicho esto, si que puede haber un interés y, como ya te decíamos anteriormente, debes cumplir una serie de requisitos para acceder a esta tarjeta. Y es que, además de vivir en Estados Unidos, debes poder demostrar tu solvencia y en base a ello se establecerán las condiciones de contratación y el tipo de interés.

Ni tan siquiera con la solicitud aprobada podemos darte un dato exacto al respecto de esto, pero si podemos asegurarte de que dependiendo de tu nivel de ingresos podría oscilar entre el 13,24 y el 24,4% TAE. Sea como fuere, no te preocupes porque antes de firmar nada podrás leer las condiciones y conocer todos los detalles al respecto.

Cómo añadirla al iPhone

Como ya hemos adelantado y habrás podido ver en el anterior apartado, la Apple Card es una tarjeta física, sí, aunque al igual que otras muchas se puede añadir a Apple Pay y actuar como una tarjeta digital. De hecho es en este formato en el que cobra más sentido por poder hacer un seguimiento de todas las operaciones.

En lo que respecta a añadirla a Apple Pay es tan sencillo como seguir el paso comentado en el anterior punto, aunque si lo omites, podrás añadirla en cualquier momento siguiendo los pasos habituales. Para ello debes ir a Ajustes > Wallet y pulsar en «Añadir tarjeta». Después, cuando esté en Apple Pay, podrás acceder a realizar pagos con ella pulsando dos veces el botón lateral (iPhone X y posteriores, excluyendo el iPhone SE 2020) o pulsando dos veces el botón Home (iPhone 8 y anteriores, incluyendo el iPhone SE 2020).

Añadir tarjeta Apple Pay iPhone

Beneficios que otorga su uso

El hecho de contratar esta tarjeta, como tantas otras, incluye una serie de ventajas y ahorro de dinero que resultan muy interesantes. Aunque también en otros ámbitos tiene ciertas características destacadas.

Ahorro e incluso ganancias

Existe una funcionalidad con esta tarjeta llamada Daily Cash que básicamente consiste en que te devuelvan dinero de tus compras. Es decir, que realizando un número determinado de operaciones diarias, puedes lograr que se te reingrese un porcentaje del dinero gastado, el cual no tiene ningún tipo de límite e irás recibiéndolo de forma periódica.

Este porcentaje es del 2% en aquellos establecimientos en los que pagues con la tarjeta digital vía Apple Pay. Si el pago lo realizas a través de la tarjeta física será de un 1%, lo cual no está de más para aquellos establecimientos en los que no se puedan realizar pagos por esa otra vía. Es por ello por lo que, si existe la posibilidad, se recomienda siempre usar la tarjeta digital.

Otro atractivo que tiene realizar pagos con esta tarjeta es que podrás reembolsarte un 3% de tus compras en Apple. Y dará igual si se trata de una tienda física o a través de su Apple Store online, siendo indiferente también si se trata de un accesorio o de un ordenador de los más caros, dado que este porcentaje se te reingresará siempre en la tarjeta con el mismo método que Daily Cash.

pago con apple card

Seguridad y privacidad

Como en todos sus productos y dispositivos, Apple no quiere dejar de lado un área tan importante como es la seguridad y privacidad tanto de los usuarios en sí como de sus datos. Obviamente no hicieron excepción para la Apple Card y hay varios aspectos a destacar en este terreno.

En lo que a la tarjeta física en sí respecta, esta no dispone de un número, ni fecha de caducidad, ni código de seguridad CVV, lo que garantiza que incluso en casos de robos no se puedan hace transacciones de importes grandes. Si que figura el nombre del propietario, claro, pero al final ese se queda como un dato insuficiente al no disponer de los otros datos relativos a la tarjeta.

privacidad apple card

A tenor de esto, se prescinde también de firma digital y código pin de la tarjeta, siendo siempre necesario acreditar un pago mediante Touch ID/Face ID o el código del dispositivo que se esté utilizando para el pago.

Y para garantizar la propia privacidad de los datos del usuario, es destacable también el hecho de que los servidores de Apple no almacenan información sobre las transacciones que se van realizando con esta tarjeta. No quiere decir esto que cada usuario no pueda hacer un seguimiento de sus compras, ya que podrá, pero solamente él tendrá acceso a ese historial.

Otras características destacadas

Aparte de lo ya comentado, hay otros aspectos destacados de la tarjeta más relativo a su diseño físico en sí y a su gestión a través de la aplicación que tiene para iOS. En estos dos próximos apartados te contamos más.

Diseño de la tarjeta

Durante todo este post has estado viendo fotografías de la tarjeta y ya en el apartado de seguridad y privacidad te contábamos que contiene. Pero por ser más exactos te contaremos más detalles. Tiene las mismas dimensiones que otras tarjetas de este tipo, por lo que ahí no hay nada especial.

Apple Card -

Sin embargo si que es algo particular en cuanto a materiales de construcción, ya que está hecha de titanio. Esto, más allá de aportarle un tacto y peso diferente, también garantiza su durabilidad a diferencia de las de plástico. Aunque, eso sí, por contraparte hay que destacar que tiende a rayarse con más facilidad de la que probablemente uno desearía.

App con la que llevar un control de gastos

Es esta aplicación, incluida dentro de los Ajustes de Wallet por lo que más destaca la Apple Card. Ofrecen una interfaz muy sencilla e intuitiva en la que se puede encontrar toda la información relativa a la tarjeta. Además de que desde ahí es donde se pueden gestionar los pagos o realizar otras gestiones pertinentes.

Se puede consultar todas las transacciones ordenadas de la forma que quieras, teniendo de primeras los gastos en los últimos 7 días. Se suelen dividir estos gastos en diferentes categorías para sacar con ello conclusiones acerca de en qué estamos invirtiendo más dinero (restaurantes, tiendas de moda, establecimientos de ocio…). Además tiene acceso directo a Apple Maps para consultar la información del establecimiento en cuestión.

control gastos apple card

Aunque sin duda, uno de los puntos más atractivos y que puede ser de gran ayuda para ahorrar es el poder establecer límites de gastos. Ya sea poner un límite diario, semanal y/o mensual, esta es una funcionalidad integrada dentro de esta aplicación que es muy fácil de configurar e incluso de cambiar, dependiendo de las necesidades que se vayan teniendo o si, por una urgencia, en un momento dado precisas de hacer una transacción que supere el límite marcado.

Otro punto reseñable son los avisos de pagos periódicos, como por ejemplo facturas. La aplicación podrá ir notificándote con tiempo suficiente para saber si dispones de saldo suficiente y que prepararte para dicho pago que, aunque se haga de forma automática, siempre resulta conveniente revisar. Incluso podrás aplazar el pago si así lo deseas.

Y para finiquitar esta herramienta, hay un acceso permanente a un asesor de Apple al que se le puede consultar en todo momento dudas acerca del funcionamiento de la tarjeta, sobre una transacción dudosa y más. La vía de contacto será a través de iMessage, aunque en un momento dado se puede llegar a programar una llamada con la que aclarar mejor las incidencias.

app apple card

¿Cuándo llegará la Apple Card a España?

Ya decíamos en la introducción que la complejidad que requiere llevar un producto como este a otros territorios es bastante considerable y por ello es normal que no se hayan dado a conocer fechas. A lo largo de estos años, desde que fue lanzada, se ha especulado mucho sobre la posibilidad de que llegue a España y otros países europeos y más a tenor de una entrevista concedida por Tim Cook a finales de 2019 en tierras alemanas, en la cual daba a entender que tenían entre sus planes esto mismo.

Si bien no se descarta que Goldman Sachs se extienda a nuevos países, aunque sea solo para operar junto a Apple, parece una estrategia complicada y poco rentable para ellos. Por tanto, la posibilidad de que llegue con otras entidades bancarias es la que parece cobrar más sentido.

En este último punto es donde nos encontramos al Banco Santander y es que algunos medios con fuentes cercanas a la entidad llegaron a afirmar la existencia de indicios que hacían prever que, al menos en España, fuese la entidad asociada a Apple. No en vano las relaciones entre ambas empresas es excelente, habiendo sido incluso el primer banco en este país que aceptó Apple Pay. Sin embargo, insistimos en recalcar que no hay nada oficial al respecto.

Al momento de publicarse este post se contempla la llegada de Apple Card como algo todavía muy lejano y de lo cual no hay suficientes indicios y ni siquiera rumores. Es por ello por lo que todo apunta a que, al menos durante unos años más, la Apple Card seguirá siendo algo exclusivo del país natal de la compañía de la manzana.

¡Sé el primero en comentar!