¿Puede mojarse un iPhone? Esta es su resistencia al agua

¿Puede mojarse un iPhone? Esta es su resistencia al agua

Álvaro García M.

Existe una ley no escrita que dice que nunca debemos mojar nuestro móvil. Esto es entendible sabiendo que por razones físicas, la electrónica y el líquido elemento son dos enemigos irreconciliables. Sin embargo hemos visto también que los avances de estos últimos años permiten que móviles como el iPhone sean resistentes al agua hasta cierto punto, de tal forma que podamos ahorrarnos algún que otro disgusto si por accidente se cae en alguna superficie con agua.

Lista de iPhone resistentes al agua

Seguramente en alguna ocasión hayas escuchado hablar de teléfonos con certificación IP67, IP68 o similares. Estos son unos estándares de calidad que garantizan cierta protección de estos equipos frente a salpicaduras o polvo, permitiendo incluso que puedan ser sumergibles en algunos casos.

¿Qué significan las siglas IP acompañadas de números?

La Comisión Electrotécnica Internaional, conocida por sus siglas IEC, es la encargada de otorgar estos cerficiados IP. Precisamente esas dos letras son siglas de Ingress Protection (grado de protección en ingles). La primera cifra que acompaña a estas siglas hace referencia al nivel de protección frente al polvo, mientras que la segunda se refiere al agua. Por tanto podríamos decir que un iPhone (o cualquier otro) que sea IP67 tiene un grado de protección de 6 frente al polvo y 7 frente al agua, todo ello en una escala con 9 como el mayor rango de protección.

Estos certificados se consigue realizando un minucioso proceso de construcción del teléfono en el que el sellado de estos garantiza una mayor resistencia a daños por este tipo de elementos. Esto resulta complejo porque al fin y al cabo dispositivos como el iPhone necesitan de conectores externos que, en mayor o menor medida, permiten la entrada de elementos externos dentro del terminal. Es por ello por lo que también se eliminó en su día el jack de 3,5 mm para auriculares.

Cabe destacar que antes de ofrecer estos estándares de calidad, los teléfonos han tenido que pasar por estrictas pruebas en diferentes condiciones, todas ellas controladas por expertos en laboratorios especializados.

iPhone agua

Modelos con certificación frente al agua

La lista de iPhone IP67 del estándar 60529 del IEC es la siguiente:

  • iPhone 7
  • iPhone 7 Plus
  • iPhone 8
  • iPhone 8 Plus
  • iPhone X
  • iPhone XR
  • iPhone SE (2ª generación)

Por otro lado, tenemos otra lista de iPhone resistentes mediante el IP68 del estándar 60529 del IEC:

  • iPhone XS
  • iPhone XS Max
  • iPhone 11
  • iPhone 11 Pro
  • iPhone 11 Pro Max
  • iPhone 12
  • iPhone 12 mini
  • iPhone 12 Pro
  • iPhone 12 Pro Max

Acerca de mojar o sumergir el iPhone

Conocidos los datos podemos entender que si un iPhone es resistente al agua no pasará nada si se moja. Sin embargo hay varios aspectos que siempre debemos tener en cuenta en la vida real, ya que los datos dicen una cosa y al final en referencia a pruebas controladas, mientras que la experiencia nos dice que no hay que fiarse por completo de esos certificados que se otorgan.

¿Hasta que punto son resistentes los iPhone?

iPhone agua

Dentro de los certificados que tiene cada uno de estos iPhone, encontramos con que Apple da además una serie de indicaciones concretas acerca de la posibilidad de sumergir los dispositivos en agua:

  • Sumergibles 6 metros durante 30 minutos:
    • iPhone 12
    • iPhone 12 mini
    • iPhone 12 Pro
    • iPhone 12 Pro Max
  • Sumergibles 4 metros durante 30 minutos:
    • iPhone 11 Pro
    • iPhone 11 Pro Max
  • Sumergibles 2 metros durante 30 minutos:
    • iPhone XS
    • iPhone XS Max
    • iPhone 11
  • Sumergibles 1 metro durante 30 minutos:
    • iPhone 7
    • iPhone 7 Plus
    • iPhone 8
    • iPhone 8 Plus
    • iPhone X
    • iPhone XR
    • iPhone SE (2ª generación)

Cabe destacar que además de la inmersión, estos iPhone son evidentemente resistentes a salpicaduras que puedan venir de un grifo de agua, refrescos, café, cerveza o zumos. No obstante, en casos en los que no sea agua como tal podrían darse circunstancias adversas por los componentes corrosivos que pudiera tener esos líquidos.

Como ocurre con todos los modelos, la garantía de Apple no cubre la reparación de un iPhone cuyos daños se han producido por líquidos, aunque se haya contratado el AppleCare Protection Plan. Esto significa que, sumergir el teléfono en el agua y que algo salga mal puede dejarnos con un iPhone mojado, con mal funcionamiento y sin garantía.Aun así, si has decidido asumir el riesgo y utilizar el dispositivo debajo del agua, nuestros técnicos recomiendan:

  • No utilizar el iPhone en el mar para que la sal no afecte al correcto funcionamiento del dispositivo.
  • Evitar mojar el iPhone con café, refrescos, cerveza o cualquier otro líquido que no sea agua. Sin embargo, el iPhone 13, iPhone 13 mini, iPhone 13 Pro, iPhone 13 Pro Max, iPhone 12, iPhone 12 mini, iPhone 12 Pro, iPhone 12 Pro Max, iPhone SE (segunda generación), iPhone 11, iPhone 11 Pro, iPhone 11 Pro Max, iPhone XS, iPhone XS Max y iPhone XR son resistentes a los derrames accidentales de líquidos comunes, como refrescos, cerveza, café, té y zumos. Si se derrama líquido sobre tu dispositivo, enjuaga el área afectada con agua corriente y, luego, limpia y seca el iPhone.
  • No exponer el iPhone a presión o grandes profundidades, ya que el sello de resistencia al agua podría romperse y averiar el dispositivo.

Para prevenir el daño por líquidos, desde Apple recomiendan evitar lo siguiente:

  • Nadar o ducharte con el iPhone.
  • Exponer el iPhone al agua a presión o al agua a altas velocidades, como cuando te duchas; practicas esquí acuático, wakeboard o surf; andas en una moto acuática, etc.
  • Usar el iPhone en un sauna o una sala de vapor.
  • Sumergir intencionalmente el iPhone en el agua.
  • Usar el iPhone fuera de los rangos de temperatura sugeridos o en condiciones de extrema humedad.
  • Dejar caer el iPhone o exponerlo a otros impactos.
  • Desarmar el iPhone, lo que incluye quitar los tornillos.

Perdida de eficacia frente al agua

Algo importante y a tener en cuenta para recomendar no mojar el iPhone es que el nivel de eficacia va bajando con el tiempo. Los materiales que garantizan el correcto sellado de los dispositivos tiende a resentirse con el paso de los meses, por lo que no tendrán el mismo grado de fiabilidad el sumergirse con un iPhone comprado hace 2 días que uno comprado hace 2 meses o 2 años, pese a que este sea el mismo terminal. Esto es algo que desgraciadamente las compañías no dicen de forma tan abierta como cuando se refieren al certificado IP que tienen. No obstante debes tenerlo siempre en cuenta, aunque como verás en siguientes puntos, la mejor recomendación será siempre que evites sumergir a propósito el dispositivo.

Evitar que entre agua al dispositivo

Hay algunas ocasiones donde es complicado librar al iPhone de acabar completamente mojado. El ejemplo más claro es por ejemplo el tener que tener el iPhone en la playa o la piscina donde hay uan gran cantidad de humedad. Además, en esta situación puede ser realmente fácil el hecho de que caigan salpicaduras o incluso que se caiga al agua, ya sea dulce o salada. La forma de evitarlo principalmente es usar una funda que sea adecuada. Ahora mismo estamos acostumbrados a instalar carcasas que tienen como misión proteger el dispositivo de las caídas que pueda sufrir. Pero también existen otros modelos que tiene como misión el proteger de los daños de la propia agua.

Estas fundas son una especie de bolsa donde se introduce el dispositivo. Son completamente transparentes y esto va a permitir al final que se pueda usar el dispositivo aunque esté dentro de esta funda. No solo visualizar las notificiones, sino también optar por responder los mensajes adecuadamente e incluso realizar vídeos a través de esta capa que se puede encontrar. Estas bolsas se pueden colgar del cuello para que no tengas que perder el dispositivo nunca de vista. Además, el cierre hermético vaa hacer que no entre nada de agua, incluso aunque estés nadando en el agua con tu móvil siempre encima. Esto hace que sea un buen sistema antirrobo.

Cuando el iPhone se ha mojado o hay sospechas de ello

El iPhone se puede haber mojado y ser conocedores de ello por haberlo hecho a propósito o bien porque hemos sido testigos de la salpicadura accidental. Sin embargo hay veces en las que puede haber más dudas con respecto a ello debido a que no recordamos que se haya producido el contacto con agua o porque sospechamos que la humedad pueda haber afectado al teléfono.

La forma más común de averiguarlo

Existen algunas formas muy evidentes de saber que el iPhone se ha mojado y todas ellas derivan de funcionamientos extraños en el dispositivo como la imposibilidad de encenderlo, que de repente se apague de forma inesperada, que los altavoces no suenen correctamente y estén como taponados… Existen un montón de problemas derivados de daños por agua. Evidentemente no todos ellos son siempre debido a esta causa, por lo que no serán en ningún caso un método al cien por cien fiable de que el iPhone tiene daños de este tipo.

Otro más evidente es que encontremos manchas de agua en la pantalla de forma interna. Ya sean en formato burbuja o de forma plenamente líquida. De hecho es probable que en esos casos ni siquiera puedas manipular el dispositivo. También es otro signo encontrarnos con partes del chasis oxidadas, especialmente en los laterales, ya que dependiendo del líquido puede ser más o menos abrasivo y levantar la pintura del terminal.

El método oficial de Apple para ello

Existe una forma «oficial» de conocer si a nuestro dispositivo le ha entrado agua, y esta es fijarnos en el LCI o indicador de contacto con líquidos. Esto no es más que una especie de pegatina que se coloreará en rojo cuando entre en contacto con algún líquido. ¿Dónde podemos encontrarlo? En la ranura de nuestra tarjeta SIM. Tan solo tendrás que sacar la SIM para comprobarlo. Es importante hacerlo antes de ir a la Apple Store para poder solicitar la reparación como veremos a continuación.

Y si estás pensando en manipular esta etiqueta, es algo realmente complicado. Este indicador cuenta con un indicador químico que va a reaccionar con cualquier tipo de sustancia líquida que accede al interior del iPhone. Una vez reacciona no vas a poder modificarla para tratar de engañar a la propia Apple.

ranura-mojada-iphone

Cómo secar el interior del teléfono

Seguro que si estás leyendo este artículo es porque, al menos, tienes dudas de que tu iPhone se ha mojado internamente. Por tanto te gustará saber que hay alguna forma de «sacar» ese líquido de interior de tu dispositivo. Si eres usuario de un Apple Watch conocerás que este cuenta con la funcionalidad de poder sacar el agua del interior del mismo mediante una serie de sonidos y vibraciones que hace que los altavoces saquen todo el agua interna.

Lamentablemente esta función, al menos de momento, no ha llegado al iPhone. Sin embargo podemos simularla con una aplicación llamada «Sonic» que hará justo lo que hace el Apple Watch: emitir una especie de sonido acompañado de sus respectivas vibraciones que provocan la salida del líquido a través de los altavoces del dispositivo.

sonic-app-store

Sonic
Sonic
Developer: Von Bruno

Cómo se debe colocar el móvil para evitar daños

Lo primero que debes hacer es si se te moja el iPhone es no entrar en situación de pánico y evitar cosas como poner el iPhone a cargar mientras está mojado. No es bueno tampoco poner el iPhone en arroz, pese a que sea algo muy extendido y que se tiende a creer que es beneficioso para secarlo no está demostrado científicamente que sea beneficioso para el iPhone.  Lo más recomendable es ponerlo de pie, con el conector Lightning hacía abajo para que caiga el agua que haya podido entrar y después pasar un paño suave que no desprenda pelusas para secarlo.

iPhone paño limpiar mojado

Si el líquido que ha mojado al iPhone no es agua, deberás mojralo primero con agua del grifo, para después pasarle una toallita limpia y secarlo. También se recomienda tenerlo apagado durante algunos minutos como medida de prevención. Se recomienda después dar unos golpecitos suaves con el iPhone todavía boca abajo, de tal forma que el líquido que pudiera haber dentro se caiga. También es recomendable revisar la bandeja de la tarjeta SIM.

Sea cual sea la cantidad de líquido que se ha vertido o introducido en el iPhone, es recomendable no moverlo ni agitarlo para evitar la difusión del líquido por el interior y apagarlo, varias horas o días, en función de la proporción de líquido o agua que se haya vertido sobre él. También tienes que retirar todos los cables y accesorios que están conectados a él. Por ejemplo, los auriculares Lighting o el cargador del dispositivo.

Otro consejo tener en cuenta es que no debes utilizar secador ni otra herramienta similar para el proceso de secado ni colocarlo en sitios donde haya mucha temperatura para «evaporar» el agua, ya que podría ser contraproducente. Recuerda: el agua y la humedad son dos grandes enemigos de la electrónica; si dispones buena luminosidad, es recomendable dejar el iPhone ahí para que ayude a secarse antes. Eso sí, que la incidencia solar no sea directa porque la temperatura elevada puede provocar la rotura completa del dispositivo.

Finalmente, si el vertido del líquido o la cantidad de agua que se ha introducido es muy grande, es recomendable llevarlo rápidamente a una Apple Store para que el STA (servicio técnico autorizado) intente reparar o evitar su rotura total de la mayor cantidad de piezas posibles.

Soluciones rápida si se acaba de mojar

Si tu iPhone acaba de mojarse hace escasos minutos, debes seguir inmediatamente los siguientes consejos:

  • Apágalo, si es que estaba encendido o no se ha apagado solo al mojarse. Si el equipo estaba apagado en el momento del  vertido, no lo enciendas hasta que haya pasado varias horas o días.
  • Retira todo tipo de cables y accesorios que estén conectados a el.
  • Lleva el iPhone a una superficie seca y déjalo reposar sobre una bayeta o trapo absorbente que esté seco y limpio.
  • Trata de secar el equipo con papel o un paño seco, pero sin utilizar ningún tipo de líquido. Recuerda que lo estás secando, no limpiando.
  • No utilices tampoco un secador ni otra herramienta similar para el proceso de secado, ya que podría ser contraproducente.
  • Intenta que la zona en la que hayas dejado el iPhone tenga luz solar que ayude a que se seque antes, pero no que incida directamente sobre este.
  • Una vez que lo hayas alejado de todo líquido, no lo muevas ni agites, ya que si tiene líquido en su interior podrías estar arrastrándolo innecesariamente.
  • Deberás también descartar la idea de meterlo en arroz, tanto por tamaño del dispositivo sino también por ser algo que no está demostrado realmente que tenga efectividad.
  • Si la caída de líquidos es muy importante, es recomendable llevarlo rápidamente a una Apple Store para que el STA (servicio técnico autorizado) intente reparar o evitar su rotura total de la mayor cantidad de piezas posibles.
  • La cantidad de líquido vertido es proporcional al tiempo que tendríamos que dejar el ordenador apagado, pasando por un periodo de varias horas hasta varios días después.
  • Coloca el iPhone en una posición de tienda para drenar. Esto permite que la gravedad empuje el agua hacia el conector Lighting de carga.

Garantía y posibles precios de reparación

Una vez que hayas certificado que tu iPhone no solo se ha mojado, sino que además experimenta problemas para ser usado con normalidad, te tocará saber qué debes hacer. A continuación explicamos los puntos clave de la garantía de Apple para estos casos, así como los posibles precios de reparación oficiales si decides acudir al soporte técnico.

A qué componentes puede afectar

Prácticamente, todos los elementos que conforman un iPhone pueden verse afectados por el agua, ya que por todos los componentes se conduce la electricidad. Por tanto, podemos encontrar problemas si entra humedad en la pantalla, pudiendo visualizarse mal el contenido de esta o que no puedas cargar el móvil porque el puerto de entrada esta estropeado.

Sin embargo, los problemas más comunes están en la placa base, donde se aloja el compendio de chips y circuitos que permiten funcionar al iPhone. En el mejor de los casos es solo un componente de la placa el que se ha averiado por la humedad, pero desgraciadamente no se suelen reparar componentes únicos de esta. Por tanto, se debería cambiar la placa entera y en algunos casos incluso el dispositivo al completo por haber quedado inservible.

¿Cubre la garantía daños por líquidos?

Independientemente de que tengan o no certificado de protección frente al agua y al polvo, ni Apple ni cualquier otra empresa distribuidora se hacen responsables de este tipo de daños. Es por ello por lo que una recomendación que solemos hacer es la de no mojar el dispositivo bajo ningún concepto. No tiene porque suceder nada si el teléfono es nuevo, cuenta con los sellados correctos y se siguen las normas de no sumergirlo a mayor profundidad, pero lo cierto es que es mejor ser precavidos y tomar en cuenta el viejo refrán que dice que es mejor prevenir que curar.

Quizás un seguro adicional o la contratación de AppleCare+ como garantía extendida podrían cubrirte ante este tipo de problemas. En algunas ocasiones con el pago de una franquicia puede salirte gratis la reparación o disminuir considerablemente el coste del mismo. En cualquier caso, será siempre una buena opción a tener en cuenta a la hora de valorar estos posibles daños en tu iPhone.

Precio que tendrá la reparación en Apple

Cambiar bateria iPhone 7 Explicado

Cuando un iPhone presenta daños por agua no hay reparación posible y lo que ofrece Apple para ello es un iPhone de reemplazo al tuyo. Los precios de estos equipos son estos:

  • iPhone 5c: 307,10 euros
  • iPhone 5s: 307,10 euros
  • iPhone 6: 331,10 euros
  • iPhone 6 Plus: 361,10 euros
  • iPhone 6s: 331,10 euros
  • iPhone 6s Plus: 361,10 euros
  • iPhone SE (1ª generación): 307,10 euros
  • iPhone 7: 347,10 euros
  • iPhone 7 Plus: 381,10 euros
  • iPhone 8: 381,10 euros
  • iPhone 8 Plus: 431,10 euros
  • iPhone X: 591,10 euros
  • iPhone XS: 591,10 euros
  • iPhone XS Max: 641,10 euros
  • iPhone XR: 431,10 euros
  • iPhone 11: 431,10 euros
  • iPhone 11 Pro: 491,10 euros
  • iPhone 11 Pro Max: 641,10 euros
  • iPhone SE (2ª generación): 307,10 euros
  • iPhone 12: 477,10 euros
  • iPhone 12 mini: 431,10 euros
  • iPhone 12 Pro: 591,10 euros
  • iPhone 12 Pro Max: 641,10 euros

Cabe destacar que en cualquiera de estos reemplazos obtendrás una garantía adicional, pese a que los teléfonos tienen certificada su calidad. Son teléfonos restaurados y puestos a punto para funcionar de forma óptima, con carcasa, batería y pantalla completamente nueva. Por tanto, a efectos prácticos obtendrás un iPhone nuevo.

Pide cita con Apple

Si tu país tiene Apple Store, podrás solicitar una cita en cualquiera de las que haya. Si vives cerca de una de estas tiendas, quizás te resulte cómodo acudir allí, pero debes saber que no será obligatorio porque cualquier otra que exista te podrá servir par acudir a que los especialistas indicados te puedan ayudar con tu problema o tus dudas. Si en el territorio dónde te encuentras no hay Apple Store o están demasiado lejos, podrás solicitar la cita en los conocidos SAT, siglas en inglés de Servicio Técnico Autorizado. Estos se tratan de tiendas externas a Apple pero que cuentan con el aprobado de la compañía de Cupertino para que puedan reparar tus dispositivos y ayudarte con los problemas que puedas tener. La realidad es que a nivel práctico, tanto la atención como el servicio que ofrecen está al mismo nivel que el que te puedes encontrar en las Apple Store, de ahí que la propia Apple otorgue este distintivo.

A efectos prácticos dará igual si acudes a uno de estos SAT o a la propia Apple, ya que en ambos se aplican las mismas garantías para tus dispositivos y la forma de actuación es la misma. Incluso puede que en algunos SAT encuentres mejores precios de reparación, por lo que es interesante que previamente lo hayas consultado. Incluso si tuvieses un problema tras la reparación en Apple podrías acudir a un SAT después o viceversa, ya que se complementan. Además, en muchos casos, como hemos comentado anteriormente, los usuarios no disponen de una Apple Store relativamente cerca, pero si de un SAT, por lo que es totalmente recomendable acudir a ellos con total tranquilidad y confianza.

Para acudir a un SAT es necesario, en muchos casos, pedir cita indicando cual es el problema por el que acudes. Para pedir cita en alguno de estos centros, deberás buscar primero en Internet cual es el que mejor te va. Dependiendo de cómo sea el centro, podrás pedir cita online o realizado una llamada de teléfono. Muchos de estos lugares tienen disponibilidad inmediata si tu problema no es muy grave, por lo que es posible que consigas tener tu dispositivo arreglado a las pocas horas. Ten en cuenta que algunos de estos SAT no reparan todo tipo de dispositivos, así que asegúrate que podrán arreglar el tuyo

¡Sé el primero en comentar!