Apple es condenada a pagar más de 800 millones de dólares por infringir una patente

Son muchas las ocasiones en las que nos encontramos con que las compañías tecnológicas se demandan entre ellas por infracciones varias, entre las que destacan las relacionadas con las patentes. En este ámbito hemos conocido recientemente una condena a Apple, la cual tendrá que abonar una cantidad millonaria a Caltech.

Tecnología WiFi, la culpable de la condena a Apple

Fue en el año 2016 cuando Caltech, siglas en inglés de Instituto de Tecnología de California, demandaba a Apple y Broadcom por considerar que estaban infringiendo varias patentes registradas por ellos entre los años 2006 y 2012. Dicha demanda ponía en tela de juicio los estándares 802.11ny y 802.11ac utilizados por ambas compañías.

A nivel técnico, estas patentes están relacionadas con códigos IRA/LDPC, las cuales utilizan un circuito de codificación y decodificación mucho más simple que otras. Esto se permite mejorar de forma considerable las tasas de transmisión de datos y el rendimiento de las conectividades 802.11ny y 802.ac.

Esta tecnología WiFi está presente en muchos equipos de Apple, desde los iPhone hasta los Mac. Incluso equipos como el Apple Watch y el Apple TV han adoptado estos estándares durante estos últimos años. Esto llevó a la exigencia de Caltech de realizarse un juicio con jurado y medidas cautelares permanentes en Estados Unidos. Este jurado ha sido el que finalmente ha terminado por condenar a Apple y Bradcom, al establecer que violaron tres de las cuatro patentes denunciadas.

apple broadcom celtech demanda

Durante los litigios, tanto Apple como Bradcom negaron tajantemente haber infringido estas patentes. Fue tal la seguridad de ambas compañías que incluso llegaron a presentar contrademandas con el fin de que demostrar que Caltech les estaba acusando de forma indebida. Probablemente estas contrademandas queden también desestimadas ahora tras salir la sentencia, aunque todavía es posible que ambas puedan presentar recursos, alargando con ello el caso.

En cualquier caso, por el momento la sentencia dice que Caltech debe ser indemnizada con una cantidad superior a los 1,1 millones de dólares. En el reparto de esta cantidad nos encontramos con que Bradcom asumiría el pago de 270 millones, mientras que a Apple le toca la parte más grande al tener que pagar 838 millones.

Apple se defiende de las acusaciones

Previo a conocer esta resolución judicial, desde Apple afirmaron en reiteradas ocasiones la falsedad de los hechos. El argumento utilizado para escudarse era el de que Caltech tardó hasta 6 años en presentar la demanda. Durante el tiempo anterior a esta fecha, la compañía de Cupertino ya había adoptado estos estándares sin que ello generase ningún tipo de controversia y sin haber recibido avisos por parte de Caltech. Otra de las tesis mantenidas por Apple para negar la infracción reside en el hecho de que Caltech no fabrica ni comercializa ningún componente o producto que tenga relación con las patentes.

Por el momento desconocemos que opinión le merece esta contundente sentencia a la firma dirigida por Tim Cook. Probablemente conozcamos nueva información en próximos días y semanas ya que, como hemos dicho anteriormente, es muy posible que se abra un plazo de alegaciones tanto para Apple como para Bradcom.