El FBI volvió a pedir ayuda a Apple para desbloquear un iPhone, ¿aceptó la compañía?

Hace varios años se vivió un interesante debate que enfrenta a la privacidad con la seguridad. Esta discusión todavía sigue candente en algunos sectores y a buen seguro que ahora se avivará con lo último que acontece al enfrentamiento del FBI con Apple y viceversa. El servicio de investigación estadounidense ha vuelto a solicitar a la compañía de Cupertino ayuda para desbloquear un iPhone.

¿Se saltó Apple esta vez su norma de privacidad ante todo?

En el año 2016 ocurrió una triste masacre en San Bernardino, California, la cual se saldó con 14 muertos y 21 heridos. Razón suficiente para que el FBI investigase en profundidad a los autores de este crimen. Sin embargo Apple chocó de frente con ellos, y no por no querer colaborar con la justicia o estar a favor de esta masacre, sino por una razón que en cierto modo alberga también cierta ética: la privacidad.

La firma dirigida por Tim Cook lamentó los hechos como no podía ser de otra forma, pero puso por encima de todo su norma de respetar la privacidad de sus usuarios por encima de cualquier otra cosa. De esta forma el FBI no pudo contar con la ayuda de Apple para desbloquear el iPhone de los autores y ahondar más en las vidas y orígenes de los autores del crimen.

katherine adams

Katherine Adams, consejera general de Apple

Ahora, 4 años después, se repite la historia en cierto modo. El FBI ha pedido por carta a Katherine Adams, asesora general de Apple, que les preste ayuda para un nuevo caso. En esta ocasión se trata de desbloquear dos iPhone propiedad de Mohammed Saeed Alshamrani, principal implicado en un tiroteo que tuvo lugar el pasado mes en una estación aérea naval en Florida.

La petición fue ya atendida por Apple y la compañía emitió un comunicado a NBC News al respecto de ello:

«Tenemos el mayor respeto por la aplicación de la ley y siempre hemos trabajado cooperativamente para ayudar en sus investigaciones. Cuando el FBI nos solicitó información relacionada con este caso hace un mes, les dimos todos los datos que tenemos en nuestro poder y continuaremos apoyándolos con los datos que tenemos disponibles.»

Desconocemos, al menos al momento de redactarse este artículo, si Apple accedió a desbloquear los iPhone solicitados o fue otra la información brindada. En cualquier caso no parece que una negativa por parte de Apple al desbloqueo del terminal pudiera ser un obstaculo para el FBI, ya que en el comentado caso de 2016 pudieron acceder finalmente al iPhone de uno de los sospechosos gracias a una conocida empresa israelí especializada en estos asuntos. Eso sí, en aquella ocasión la institución norteamericana tuvo que pagar a cambio una cantidad cercana al millón de dólares.

De todos modos el debate vuelve a estar abierto tanto en redes sociales y foros como en la propia Apple. Es probable en próximos días o semanas conozcamos que posición exacta tomó finalmente Apple en esta ocasión y, en caso de dar respuesta negativa a la petición de desbloqueo, qué resolución deciden tomar desde el FBI para continuar la investigación.

¿Qué opinas tú? ¿Crees que está justificado en este caso que Apple se salte sus normas de privacidad? Puedes dejarnos tus impresiones en la caja de comentarios.