Mejores y más icónicos diseños de productos de Apple

Mejores y más icónicos diseños de productos de Apple

Álvaro García M.

Una compañía de talla mundial como Apple y con la cantidad tan inmensa de productos que ha lanzado, atesora grandes diseños a sus espaldas y que en muchas ocasiones incluso les han llevado a marcar tendencia. En este artículo repasamos los que son los mejores diseños de Apple. Evidentemente esto es muy subjetivo, pero hemos tratado de seleccionar los que creemos que más populares han sido en el apartado estético, independientemente de sus prestaciones, ventas y otros aspectos no relacionados con su diseño.

¿Quienes son los diseñadores de Apple?

Realmente no hay una única persona encargada de diseñar los productos, ya que la compañía dispone de un equipo completo de diseñadores encargados de pulir cada detalle de los iPhone, Mac e incluso accesorios y cajas de embalaje de los productos. A día de hoy este equipo está liderado por Andrew Kim quien lleva en el cargo desde el año 2019. Antes de la compañía de la manzana, tuvo un periplo por otras dos grandes empresas tecnológicas como son Microsoft y Tesla.

Andrew Kim Apple

Andrew Kim

Kim llegó al puesto en sustitución de Jonathan Ive y es que este hombre, conocido muchas veces solo por Jonny, ha sido una pieza clave en la historia de Apple y culpable de gran parte de los éxitos (y fracasos) de la compañía en lo que a diseños se refiere. Nacido en Inglaterra, Ive aterrizó en Apple cuando Steve Jobs ya había sido despedido y se dice que fue uno de los responsables de que el cofundador regresase a la compañía a finales de los noventa. Es por ello por lo que su figura se engrandece todavía más.

Jonny Ive

Durante dos décadas, Ive estuvo al cargo del mencionado equipo de diseño de Apple y aunque antes que él hubo otros, se podría decir que es la figura más importante en este apartado, ya que prácticamente todos los diseños que veremos en este artículo llevan su firma.

Un Apple II muy manual, con un sello único

Evidentemente un ordenador como este sería inconcebible a día de hoy incluso si tuviese un hardware adaptado a los tiempos. Sin embargo fue un ordenador revolucionario en su época (1977) por ser la consagración de Apple como empresa innovadora en el sector de los ordenadores personales. Aunque parezca increíble, fue un adelantado en su tiempo, ofreciendo un tamaño compacto para la época y en el que se unía tanto la CPU del ordenador como la pantalla y el teclado, algo que llamó poderosamente la atención de los más geeks y que impulsó a Steve Jobs y Steve Wozniak a sentar los cimientos de una empresa que ya es histórica. Cierto es que sin el Apple I no hubiésemos llegado a ver este tampoco, pero nos quedamos con esta segunda versión por su mejora estética.

Apple II

Una marca a la que no le hace falta nombre

Estamos acostumbrados a que la mayoría de marcas no solo tengan un símbolo identificativo, sino que además vayan acompañados del nombre de la marca e incluso este forme parte de ese logo. Sin embargo Apple fue una de las pioneras en los isotipos solitarios, que son estas imágenes que nos sirven para identificar a una empresa sin tan siquiera poner el nombre. Será prácticamente imposible encontrar a alguien que vea el logotipo de Apple y lo identifique sin necesidad de que aparezca el nombre debajo.

Logos de Apple

Los logotipos más conocidos de la marca son el multicolor y las siguientes variaciones que ha ido adoptando hasta el día de hoy, en el cual se muestra en un único color (negro o blanco generalmente). Sin embargo no fue esta manzana mordida la idea original de la compañía y es que el desconocido cofundador Ronald Wayne llegó a diseñar un logotipo totalmente diferente en el que se representaba la clásica escena de Newton bajo un manzano. Sin embargo la complejidad de esta imagen no convenció a Steve Jobs, quien acabó dando el visto bueno a la simplicidad de la actual manzana.

Cualquier MacBook Air es llamativo

Corría el año 2008 y Steve Jobs se encontraba sobre el escenario presentando lo que a la postre sería uno de los ordenadores portátiles más vendidos y que ha ido renovándose hasta nuestros tiempos, aunque manteniendo la misma esencia. Con una performance sencilla, pero llena de significado conocimos el primer MacBook Air. Este venía en un sobre normal y corriente de paquetería, lo cual era un claro guiño al tamaño y ligereza de este equipo.

MacBook Air

Los MacBook Air destacan y han destacado siempre por ofrecer todas las grandes prestaciones del sistema operativo de macOS, pero en un tamaño tremendamente liviano que lo hace ideal para usar en cualquier lugar y para transportarlo muy cómodamente. Su combinación de elegancia y simplicidad se mantiene todavía intacta.

El iPhone 4 fue la consagración de un estilo

Al igual que el Apple II fue en su momento la consagración de Apple a nivel empresarial, se podría decir que el iPhone 4 lo fue para los móviles de la compañía y para su estilo estético. Este dispositivo fue el primero en cambiar su tamaño respecto a sus antecesores, ofreciendo un estilo muy premium en todos los sentidos con una parte trasera fabricada en cristal y unos bordes planos con ligeras curvaturas en las esquinas.

iPhone 4

Este es uno de los diseños más queridos por los usuarios y fue además el último en vida de Steve Jobs, aunque se dice que el cofundador dejó trabajo hecho hasta el iPhone 5s. Precisamente ese fue el último en heredar ese diseño en los laterales que no regresó a los teléfonos hasta los iPhone 12.

iMac G3 y la resurrección de Apple

Otro diseño que no solo tiene importancia en lo visual, sino también en lo histórico por haber sido el que volvió a poner encima de la mesa la importancia de Apple y sus ordenadores. Steve Jobs y Jonny Ive trabajaron codo a codo en un ordenador que hoy vale todavía cientos de dólares por su importancia y estética. En su presentación en 1998, Jobs dijo que parecía venido de un extraño planeta en el que abundaban los mejores diseñadores y aunque suena exagerado, razón no le faltaba.

iMac G3

Además de ofrecer una vista totalmente nueva y disruptiva para la época, este iMac G3 enamoró por su paleta de colores disponible y por dejar asomar algo tan desconocido a veces como son las tripas de un ordenador. Incluso el teclado y el mouse iba a juego con el color y estética general del equipo. Fue además el en incorporar USB y eliminar de su cuerpo unas disqueteras que ya por entonces empezaban a estar obsoletas.

El iPod revolucionó la industria en todos los sentidos

Hasta el año 2002, quien quería escuchar música con auriculares y en cualquier circunstancia, se tenía que resignar a hacerlo con los clásicos walkman y discman, sin embargo ese año se presentó y lanzó el iPod original. Este no solo cambió la forma de adquirir música con la llegada de iTunes y la posibilidad de comprar canciones online, sino que además lo hizo en un tamaño tremendamente compacto. Steve Jobs se metió la mano en el bolsillo de su pantalón tejano durante la keynote de presentación, dejando ver como era posible llevar cientos de canciones en un bolsillo.

iPod original

Una pequeña, pero suficiente pantalla se encontraba en la parte superior, dejando espacio en la inferior para la clásica rueda en la que encontramos los botones de control de reproducción. Si bien el plástico estaba presente, también el acero inoxidable que hacía más duradero este dispositivo.

Apple Park, la joya de la corona

Quizás este es el diseño que más desencaja en este ranking por no ser un producto a la venta de la compañía. Sin embargo es la clara representación de esta y sus diseños. Más allá de su envergadura que se extiende a 260.000 metros cuadrados, llama la atención por su forma completamente circular que le da aspecto de nave espacial. Fue ideada por Steve Jobs en colaboración con Jonny Ive y aunque el primero de estos no llegó a verlo construido (falleció en 2011 y se inauguró en 2017), si que peleó con el ayuntamiento de Cupertino para que le aprobasen el proyecto de construcción.

Apple Park Abril

En el interior de esta mega sede se pueden encontrar también detalles muy del estilo de la compañía y es que incluso cosas tan simples como las puertas, conmutadores de luz e incluso mobiliario ha sido diseñado por la propia compañía. Si quieres saber algo más acerca de este edificio, te recomendamos echar un vistazo al artículo en el que hablamos de la historia del Apple Park.

Apple ha creado modas de diseños

La compañía de la manzana mordida ha creado tendencia en el mercado en muchas ocasiones. La alta popularidad de la marca en el mercado ha hecho que otras marcas de menor calibre (aunque también grandes) hayan querido imitar sus diseños con el objetivo de llamar la atención de los usuarios. Una prueba de esto fue el lanzamiento del iPod del que hemos hablado ya en este artículo y es que decenas de empresas comenzaron a comercializar dispositivos de reproducción de música con un aspecto tremendamente similar al de Apple. Algo similar sucedió tras el lanzamiento de los AirPods, ya que el mercado se ha ido copando de decenas de auriculares con un estilo idéntico al de la manzana.

iPhone X Xiaomi 8

Sin embargo, donde más hemos visto esta tendencia de Apple es en los iPhone. El lanzamiento de este dispositivo en 2007 supuso también una revolución en el mercado de la telefonía y tanto grandes como pequeños fabricantes quisieron parecerse. Más allá de que a nivel de hardware se asemejaran o no, multitud de marcas salieron con diseños similares al del móvil de la manzana. El caso más reciente que encontramos es el del iPhone X, el primer teléfono «todo pantalla» de Apple y su característica ceja en la parte superior central de la pantalla a la que se conoce como ‘notch’. Este elemento fue muy criticado e incluso otras marcas se burlaron, pero otras tantas acabaron adoptando diseños similares en sus smartphone para hacer que estos se pareciesen al iPhone.

¿Qué opinas tú? ¿Cuáles son para ti los mejores diseños de Apple? Puedes escribirnos tus impresiones a través de nuestras redes sociales o en la caja de comentarios de este artículo.