¿Sabías que existe un iPhone con Android y no es de Apple?

¿Sabías que existe un iPhone con Android y no es de Apple?

Álvaro García M.

La asociación de la marca «iPhone» a Apple es automática dado el arrollador éxito de estos dispositivos después de 13 años en el mercado. Sin embargo es posible que no supieras que casi una década antes de que Steve Jobs presentase el iPhone original había sido registrada una marca similar en Brasil, la cual además no llegó a utilizarla hasta que la compañía de la manzana no había lanzado ya varios terminales. Recordamos este hecho a colación de una reciente demanda interpuesta a los californianos por este nombre comercial.

Gradiente iphone, la marca a la que hizo sombra Apple

Es muy amplio el historial de demandas de Apple a Samsung y otros rivales a costa de patentes registradas previamente por ellos. Sin embargo no es tan habitual encontrarse con demandas a la inversa. La empresa IGB Eletrônica con sede en Brasil interpuso una demanda hace tiempo contra la firma dirigida ahora por Tim Cook a causa del nombre del iPhone y esta ha sido aceptada por los tribunales recientemente.

Para entender el origen de la controversia entre IBG y Apple hay que remontarse al año 2000. Fue en este año en el que la compañía brasileña registró «G Gradiente iphone» en el pertinente registro de su país con el firme objetivo de lanzar un teléfono con este nombre. 8 años tardaron en aprobar este nombre, pero para entonces ya había sido lanzado el primer iPhone por parte de Apple y el modelo 3G estaba ya en camino, por lo que a nivel comercial esta marca estaba ya asociada a la compañía estadounidense. Desde IBG no tuvieron después inconveniente en lanzar su propio teléfono con este nombre varios años después, en 2012.

G Gradiente iphone

El G Gradiente iphone lanzado en 2012 contaba con diferencias más que notables con los iPhone de Apple, teniendo incluso Android como sistema operativo, pero esto no fue suficiente como para que los californianos se conformasen. La compañía decidió interponer una demanda ante el registro brasileño para que IBG retirase su teléfono o le cambiase el nombre, alegando que pese a tener la patente a su nombre estos no la utilizaron hasta que Apple lanzó su teléfono. Finalmente se aceptó esta demanda y la compañía del G Gradiente iphone tuvo que retirar su producto.

Ahora, con la nueva apelación de IBG nos encontramos ante un panorama incierto y un tanto contradictorio. Resulta complejo dictaminar cual de las dos partes tiene razón en este caso. Pese a haberlo registrado años antes, el G Gradiente iphone no estaba patentado cuando Apple lanzó el iPhone en 2007 y en ese sentido no tendrían culpabilidad alguna. No se entiende que a la vista de esto el registro de marcas de Brasil concediera un año después el nombre a IBG. Sea como fuere no parece que a Apple le preocupe demasiado, ya que la compañía carioca apenas opera en un territorio y apenas es conocida. Seguiremos atentos a cualquier información al respecto, aunque el veredicto podría tardar años en hacerse público.